Muchos menores han mostrado secuelas luego de contraer el coronavirus, presentando el Síndrome Multisistémico Pediátrico. Conoce aquí a qué se refiere y cuáles son los síntomas que ellos presentan.

(Fuente:  Red Salud Universidad Católica de Chile) Las últimas cifras entregadas por el Ministerio de Salud, arroja que desde que llegó el virus al país hasta febrero del 2021, 73.529 niños han sufrido COVID-19 y un total de 1.896 de menores tuvieron que ser hospitalizados, de los cuales 57 fallecieron, concluyendo una mortalidad de 1,2 por cada 100 mil casos.

A pesar de que niños y adolescentes no presentan síntomas graves de coronavirus en comparación con otros grupos etarios, un nuevo síndrome que podría ser letal para algunos está afectando en su salud luego de cuatro semanas aproximadamente tras contraer el contagio.

¿Qué es PIMS?

(Imagen:Sociedad Chilena de Infectología)
(Imagen: Sociedad Chilena de Infectología)

Las secuelas que deja el virus en menores se han transformado en un peligro, varios han presentado el Síndrome Inflamatorio Multisistémico Pediátrico (PIMS). Éste, fue vista por primera vez en mayo del 2020 en Londres, Inglaterra, siendo el resultado de una respuesta exagerada que se asocia a las respuestas de anticuerpos al SARS-CoV-2 el que provoca una inflamación de distintos órganos. En Chile, se registran ya 202 caso al 8 de marzo.

“Los niños parten con fiebre alta y decaimiento que puede llevar a un desenlace fatal si no se atiende a tiempo. Es por esto que, es muy importante que los padres consulten ante estos síntomas, realizando los exámenes correspondientes para ver si presentan alguna inflamación”, explica la Dra. Cecilia Vizcaya, pediatra infectóloga del Servicio de Pediatría del Hospital Clínico y directora de la Sociedad Chilena de Infectología.

SEÑALES POR CONSIDERAR
Dentro de los síntomas más frecuentes por PIMS se puede observar:

Fiebre alta.
Hinchazón de ganglios.
Enrojecimiento de la piel (ronchas).
Dificultad para respirar.
Disfunción cardíaca.
Náuseas, vómitos y diarrea.
Dolor abdominal y cansancio muscular.
TAMBIÉN, PUEDEN PRESENTARSE EN ALGUNOS MENORES:
Síntomas mucocutáneos (ojos rojos, palmas y plantas rojas, labios rojos e irritados, párpados hinchados, entre otros).
En menores de 2 años pueden tener erupciones de urticaria. Mientras que, en niñas y niños de 6 años, se observa la aparición de edema en párpados y palmoplantar (ojos, palmas y plantas rojas).

La doctora Vizcaya recomienda a los padres que “si existe algún antecedente en la familia de casos COVID-19 previos al que el niño comience a presentar fiebre, decaimiento, manchas en la piel u ojos rojos es necesario consultar de forma urgente”.

Por Editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *